20 de julio de 2016

vivir lento, pequeños placeres

Una caña, unas olivas y mi chico favorito cocinando una paellita mientras charlamos tranquilamente...
sin prisas, sin nada más que hacer.
Saboreando cada sonrisa.
¿se puede pedir más?

No, yo lo tengo todo ahora mismo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

quizas te interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...